EVENTO

Cine uruguayo viene premiado

Verónica Perrotta, mejor actriz en el Festival de Gramado.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Veronica Perrotta .Foto: Edición Vara

Los uruguayos no se vinieron con las manos vacías de esta nueva edición del Festival de cine de Gramado, uno de los grandes eventos brasileños y regionales para las películas latinoamericanas.

El premio a la Mejor Actriz fue para Verónica Perrotta, protagonista, guionista y directora (junto a Gonzalo Delgado) de Las toninas van al este, una de las favoritas del evento.

César Troncoso también subió al escenario para recibir los Kikitos que conquistó Elis, biopic de Elis Regina protagonizada por la excelente Andréia Horta, quien fue meredidamente la Mejor Actriz brasileña.

Y el sonidista uruguayo Fabián Oliver fue premiado como miembro del diseño sonoro de Era el cielo, coproducción entre Uruguay, Argentina y Brasil que también se alzó con el Premio de la Crítica a Mejor Película Extranjera y el Premio Especial del Jurado.

En Brasil hay más de 500 eventos cinematográficos, sin embargo Gramado se mantiene desde hace 44 ediciones como el más prestigioso y concurrido. Este año visitaron la muestra Sonia Braga, Tony Ramos, Rachel Griffiths y Cecilia Roth. Además del glamour, se caracteriza por ser un perfecto punto de encuentro entre cineastas de los distintos estados —y realidades— de Brasil y de la región. Aquí es que se lanzó la carrera de Troncoso, por ejemplo.

La ceremonia de premiación se llevó a cabo entre manifestaciones políticas, llantos, abucheos y aplausos emocionados. Fue una noche vibrante, de gran apoyo entre los cineastas y agradecimientos que sonaban auténticos y sentidos. Gramado se llenó de turistas durante el fin de semana y muchos pagaron altísimas sumas de dinero para acceder a las fiestas de los restaurantes linderos a la extensa alfombra roja que lleva hasta el Palacio de los Festivales. Bailando y brindando con espumante, decenas de personas se tomaron fotos y alentaron a actores famosos de Globo, como Andréia Horta, Sophie Charlotte y Caio Blat.

Fueron 27 producciones las que compitieron en la categoría Cortometraje, Largometraje Brasileño y Largometraje Extranjero. "El cine brasileño está viviendo un momento iluminado", dijo Gui Campos, director de Rosinha el corto que más premios consiguió, entre ellos una importante compra del Canal Brasil.

Guaraní, coproducción argentino-paraguaya fue la Mejor Película Extranjera, el Mejor Guión y se quedó con el Mejor Actor para el entrañable Emilio Barretto, que fiel a su personaje subió con la bandera de su país y habló en su lengua materna. Esteros, una histora de amor gay, consiguió el Premio Especial del Jurado y el voto del público a Mejor Película no brasileña. Otro drama romántico acaparó estatuillas: la chilena Sin norte, una sólida road movie. Su director, Fernando Lavanderos fue el mejor del festival, y también se premió su Fotografía.

Domingos Oliveira, uno de los directores más importantes y queridos de Brasil fue el personaje del festival. Acompañado y ayudado en todo momento por el elenco, especialmente por el actor de Globo Caio Blat, recogió el Kikito a Mejor Director y Mejor Película (entre varios otros) por BR 716.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)