CINE

El César le daría un empujoncito a Huppert

Podría ganarlo a mejor actriz por Elle, dos días antes del Oscar.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Isabelle Huppert protagoniza "Elle" y los premios se fijan en ella. Foto: Difusión

Elle parte como la principal favorita hoy en la ceremonia de los premios César del cine francés, en la que su protagonista, Isabelle Huppert, busca el respaldo para lograr dos días más tarde el Oscar al que opta en Hollywood.

Con once candidaturas, el retrato de una mujer violada interpretado por Huppert tiene como principal rival en Francia a Frantz, con la que François Ozon aspira a lograr su primera estatuilla como director.

Huppert ya lo ganó en 1996 por La ceremonia de Claude Chabrol. La actriz cuenta con el buen recibimiento que su papel y la película han conseguido tanto de la crítica como del público, y que le dio el Globo de Oro a Mejor Película Extranjera y a Mejor Actriz.

En Francia, Huppert parece que tiene asegurado un premio que solo una gran sorpresa le quitaría. Quizás Marion Cotillard por Mal de Pierres.

Como rivales, Elle tiene a Frantz, un drama sentimental en la posguerra de la Gran Guerra, o Divines, el explosivo relato de la periferia deprimida de las grandes ciudades dirigido por Houda Benyamina.

A menudo tentados por los filmes de actualidad, los académicos franceses pueden decantarse por esta película, protagonizada por la hermana de la directora, que ha atesorado siete candidaturas, entre ellas a la Mejor Ópera Prima.

Por el César a Mejor Película también están Las inocentes de Anne Fontaine, La bahía de Bruno Dumont, Mal de Pierres de Nicole Garcia, y Victoria de Justine Triet.

A ellos se suma para el premio a Mejor Director el canadiense Xavier Dolan por Juste la fin du monde, que va por el galardón a Mejor Película Extranjera. Competirá con la brasileña Acquarius de Kleber Mendonça Filho, la rumana Baccalaureat de Cristian Mungiu, la belga La fille inconue de los hermanos Dardenne, Manchester junto al mar, la británica I, Daniel Blake de Ken Loach, y la alemana Toni Erdmann de Maren Ade.

La ceremonia estará en esta edición marcada por la polémica creada tras la renuncia de Roman Polanski a presidirla, después de que su designación fuera duramente criticada por asociaciones feministas. La Academia decidió dejar vacante el puesto de presidente de la ceremonia que, entre otras cosas, tiene el papel de otorgar el César de honor, que será para George Clooney.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados