Crítica

Nada más bello y frágil que un amor de verano

Crítica de la película Llámame por tu nombre, que tiene cuatro nominaciones al Oscar.

Llámame por tu nombre
"Llámame por tu nombre", película con cuatro nominaciones al Oscar, incluyendo Mejor Película y mejor actor para Timothée Chalamet. Foto: Difusión

El cine de Luca Guadagnino está marcado por algunas constantes. Una de ellas es una pretensión visual que se aprovecha en general de paisajes lujosos e interiores acomodados, por los que deambula una suerte de burguesía o aristocracia, de vida descansada aunque se hagan los ocupados.

Eso estaba presente en El amante y A Bigger Splash, las dos películas que le dieron prestigio internacional, y está presente en Llámame por tu nombre, con la que el italiano tiene su primera nominación a mejor película en los Oscar. Sus películas (la primera, The Protagonists, es de 1999 y ahí ya estaba su actriz fetiche, Tilda Swinton) son un ejemplo de un director en la tradición del cine de calidad europeo, y probablemente del mejor cineasta italiano en el mercado.

Al igual que A Bigger Splash que era una remake de La piscina aquella vieja película con Alain Delon y Romy Schneider, Llámame por tu nombre transcurre en un paradisíaco rincón del sur de Europa y, al igual que en El amante, sus personajes viven una vida holgada, dionisíaca casi sin preocupaciones.

Esta vez transcurre en la Lombardía a mediados de la década de 1980, donde un profesor estadounidense (Michael Stuhlbarg) y su familia cosmopolita reciben por una pequeña temporada a un alumno avanzado (Armie Hammer). Todos los años invitan a alguien, pero la displicencia amable y una presencia de galán de cine del nuevo, no pasan desapercibidos para algunas chicas locales, sí, pero principalmente para el hijo adolescente (Timothée Chamelet) del profesor, un muchacho que pasa sus vacaciones transcribiendo partituras. La atracción por el recién llegado, le es correspondida: Llámame por tu nombre es la historia de un apasionado romance de verano.

call me by your name
Tráiler de la película "Llámame por tu nombre"

Partiendo de la base de un guion de James Ivory (quien dirigió una historia similar en 1983 en Maurice) sobre una novela de André Aciman, Llámame por tu nombre está llena de sutilezas. Con referencias que van desde Viaje a Italia de Rossellini a Teorema de Pasolini, lo que a Guadagnino le interesa es darle a la historia el ritmo que le corresponde. Es así que el centro de la trama (el romance entre Elio y Oliver) demora en llegar, como una paciente construcción de pequeños gestos, miradas robadas, momentos vividos.

Para eso se apoya en una puesta escena mínima; una música que va del pop a lo clásico pasando por tres canciones de Sufjan Stevens (una está nominada al Oscar) y una fotografía naturalista a cargo del tailandés Sayombhu Mukdeeprom, habitual colaborador de su compatriota Apichatpong Weerasethakul, otro de los grandes directores del cine actual. Hay poco más y ya es bastante porque Guadagnino se concentra en la historia y en generar momentos.

La película tiene cuatro nominaciones al Oscar incluyendo la de mejor película. Además está nominado Ivory (quien ha tenido tres nominaciones como director, una de ellas por Lo que queda del día), Chalamet quien construye muy bien su personaje y “Mystery of Love”, la canción de Stevens. No está nominado Guadagnino quien ahora prepara una remake de Suspiria y anunció una saga a partir de Llámame por tu nombre.

Un baile al ritmo de Psychedelic Furs, una mano de bronce (son arqueólogos o algo así) que sale de la antigüedad para unir a los futuros amantes, un paseo en bicicleta o la promocionada escena con un durazno (conviene no revelar nada) son instantes de un verano y de una sensualidad que se hace notar.

Esos momentos se van intensificando al final y eso incluye un discurso paterno que es una celebración de la vida, su fugacidad y su encanto. La última toma, que incluso acompaña los créditos finales, además, es conmovedora en su simpleza.

Es una película llena de emociones que, como en aquella de Rossellini parecen pautados por el paisaje y esa maravilla sensación de no tener nada que hacer. No hay mejor entorno para enamorarse.

Ficha
Llamame por tu nombre
Llámame por tu nombre [****]
DirecciónLuca Guadagnino
Elenco:Armie Hammer, Timothée Chalamet, Michael Stuhlbarg, Amira Casar, Esther Garrel.
Duración132 minutos

Italia/Francia/Brasil/Estados Unidos, 2017. Guion: James Ivory, Basado en la novela de André Aciman. Fotografía: Sayombhu Mukdeeprom. Dirección de arte: Roberta Federico. Edición: Walter Fasano. Estreno: 15 de febrero (antes fue exhibida en el Monfic XVI en octubre de 2017).

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)