Crítica

"Bala perdida", una de acción francesa que es uno de los éxitos en Uruguay de Netflix

A menudo mencionada como la versión europea y más barata de la saga de "Rápidos y furiosos", es una película que da lo que promete, lo que no es mucho

Bala perdida
Bala perdida, una francesa en Netflix

Aunque el lugar común de todas las referencias a Bala perdida lo señalan, es inevitable mencionar que esta película francesa es como un Rápidos y furiosos pero con menos despliegue y presupuesto. En esos rubros, conviene aclarar, está más cerca de las primeras que de los gastos de las últimas de la saga que fundó un estilo que incluyo autos rápidos y tuneados, hombres recios y tuneados, y una anécdota que es una excusa para el lucimiento de autos y hombres tuneados en persecuciones y peleas.

En ese sentido, a Bala perdida no hay que pedirle más de lo que tiene para ofrecer. La historia sigue a un preso (Alban Lenoir que también participa en el guion) que, por lo visto, es el mejor mecánico de toda Francia. Por lo menos como para que la División Narcóticos de la policía francesa lo contrate para que le apronte la flota de vehículos. La premisa, lo sé, es terrible.

Cuando el muchacho hizo los méritos suficientes con los autos como para que le perdonen la condena, justo, asesinan adelante de él a su jefe y mentor y termina prófugo e intentando demostrar su inocencia. Lo hace con toda la policía y un montón de agentes corruptos corriéndolo e incriminándolo.

Por suerte al mecánico le lleva menos de una hora y media aclarar todo el asunto. Con eso le alcanza para entregar lo que tiene para entregar. El director debutante Guillaume Pierret remplaza inexperiencia con conocimiento de la fórmula. Visualmente, como corresponde, es ágil y distribuye la acción sin mayores sobresaltos más allá de las inevitables aceleraciones, frenadas, disparos y explosiones.

Con esos ingredientes y sin mayores exigencias, Bala perdida se colocó, desde su estreno el viernes pasado, entre las cosas más vistas en Uruguay de Netflix y es la razón, seamos honestos, por la que está siendo comentada en estas páginas.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados