Entrevista

Anne Hathaway, la actriz que siempre se pregunta cómo puede transformarse

Hathaway está rubia y sufrida para Obsesión, su nueva película, que en Uruguay se estrenaría en marzo

Anne Hathaway con Matthew McConaughey en "Obsesión". Foto: Difusión
Anne Hathaway con Matthew McConaughey en "Obsesión". Foto: Difusión

Si parece que Anne Hathaway está un poco más tranquila actualmente, es gracias a un bullicioso niño de dos años llamado Jonathan Rosebanks Shulman. “¿Cómo puedo explicarlo? Incluso siento una conexión física muy profunda con mi hijo”, dijo Hathaway durante una entrevista en Marina Del Rey, California. “Cuando está enfermo, despierto a media noche preguntándome: ¿Por qué me duele la garganta?. Si tengo dolor de cabeza, él frota su cabecita”.

“Estamos conectados de maneras que nadie podría examinar en un laboratorio. Es parte de la magia de la vida”, comentó.

El nacimiento de su hijo provocó que la ganadora del Oscar se tomara más de un año de descanso en su carrera, pero está de regreso —y rubia— en Obsesión, un drama coprotagonizado por Matthew McConaughey que ya se estrenó en Estados Unidos, y que acá llegaría en marzo.

Allí, McConaughey interpreta a Baker Dill, el capitán de un bote de pesca, cuya vida tranquila se ve volcada con la llegada de su exesposa Karen (Hathaway). La está buscando su esposo actual, violento y millonario (Jason Clarke), y ella cree que planea matarla. Le ruega a Dill que la salve -y a su hijo-, llevando a su esposo a pescar y después arrojándolo al mar.

Hathaway coprotagonizó Interestelar, de Christopher Nolan, junto con McConaughey, y hace varios años conoció a Steven Knight, director y guionista de Obsesión, conocido por escribir el guion de Negocios entrañables y Promesas del Este. “Fue uno de los mejores encuentros de mi vida”, recordó. “Cuando vi que Matthew McConaughey participaría en la película, me dije: aquí vamos de nuevo. Y pensé: esto será exquisito”.

“Para mí, Matthew es la medida de oro”, dijo Hathaway. “Aprendí mucho tan solo estando cerca de él en Interestelar. Va directo al corazón a cada momento”. Sin embargo, descubrió que estas películas dieron como resultado dos McConaugheys distintos. “En Interestelar, Matthew era un piloto coqueto al que le encantaba relatar historias”, recordó Hathaway. “Con Obsesión es una isla. Me presenté al set el primer día y le dije: ¿cómo te va, Matty? Me respondió: ‘Hola’, con una voz distante. El segundo día le pregunté: ¿soy yo o es tu proceso? Me respondió: ‘El proceso’, y pensé: genial”.

Anne Hathaway en "Obsesión". Foto: Difusión
Anne Hathaway en "Obsesión". Foto: Difusión

La carrera de Hathaway está a todo galope otra vez. Tiene algunos proyectos que están a punto de estrenarse, entre ellos The Hustle, una nueva versión de Dos pícaros sinvergüenzas, en la que todos los papeles son interpretados por mujeres y que coprotagonizará al lado de Rebel Wilson. Acá se estrenaría en mayo.

También estará en The Last Thing He Wanted, basada en la novela que Joan Didion publicó en 1996, de una periodista que renuncia a su empleo en un diario para convertirse en una comerciante de armas para una agencia del gobierno; y en una serie de Amazon, Modern Love, basada en la sección de The New York Times que explora las relaciones y el amor.

“Soy el tipo de actriz que siempre se está preguntando: ¿cómo puedo aumentar la apuesta? ¿Cómo puedo transformarme?”, confesó Hathaway.

Hathaway creció en Brooklyn, con su madre, la actriz Kate McCauley Hathaway y su padre, el abogado Gerard Hathaway. Tras obtener su primera oportunidad en la serie Get Real (1999), llegó al estrellato con El diario de la princesa (2001), interpretando a una adolescente estadounidense normal que descubre que es heredera de un trono europeo. Repitió ese papel en la secuela de 2004.

“Me encanta que las familias aún se quedan en casa acurrucados en el sofá y en pijama viendo esas películas”, dijo al respecto. “Algunas películas se vuelven parte de la vida de la gente”.

Hathaway continuó con películas como Secreto en la montaña, El diablo viste a la moda, Batman: el caballero de la noche asciende, y Ocean’s 8: las estafadoras, por mencionar solo algunas. Obtuvo su primera nominación al Oscar a la mejor actriz por El casamiento de Raquel, y más tarde ganó su primera estatuilla por su actuación como Fantine en el musical Los miserables (2012). Y eso lo cambió todo, pero no porque la hiciera aún más famosa, comentó.

“Sientes el respeto de tus compañeros”, explicó. “La clave es no quedarte con la idea de que el premio implica algo acerca de ti. Simplemente significa que lograste algo en una actuación que otras personas creyeron que tenía mérito”. “La otra parte es que de niña tenía el sueño de ser actriz, y se hizo realidad”, agregó Hathaway. “Espero que eso les demuestre a otras niñas y jóvenes que sus grandes sueños pueden volverse realidad”.

Filmar Ocean’s 8: las estafadoras, que coprotagonizó al lado de Cate Blanchett, Helena Bonham Carter, Sandra Bullock y cuatro grandes actrices más, fue un punto álgido en la carrera de Hathaway. “Jamás me habían dado una oportunidad como esa, la de trabajar con tantas mujeres tan asombrosas, y he estado en esto durante un buen rato”, dijo. “Lo que de verdad anhelo es un momento en el que una película protagonizada solo por mujeres no sea algo especial, aunque siempre será especial estar acompañada por ese tipo de actrices”.

Hathaway suspiró. “He tenido suerte”, comentó. “He trabajado con muchas mujeres grandiosas a lo largo de mi carrera, pero en los films generalmente solo éramos dos. En una película como esta, todas estas mujeres poderosas ponen nuestras experiencias en un catálogo compartido. Me sentí segura. Estaba con personas con las que me enorgullecía compartir la pantalla mientras me la pasaba de lujo, aprendiendo y disfrutando de cada momento”.

Aunque el cambio sea lento, la actriz prefiere ver el lado positivo de las cosas. “Debes recordar que, en la vida, hay un lado positivo en cada situación negativa y un aspecto negativo en cada situación positiva”, comentó Hathaway. “Creo que puedes atraer la positividad. Todo regresa a ti, y por eso vivo mi vida con amor”.

Estreno

En la piel de una rubia que tiene problemas

Anne Hathaway se mostró sorprendida de que la buscaran para interpretar a Karen, el personaje principal de Obsesión (cuyo nombre original es Serenity). “Ahí estaba yo, con la oferta de interpretar el papel de una mujer que es el objeto del deseo masculino”, comentó. “Generalmente no me dan papeles como ese. Además, esta película parece un filme noir, lo cual me resultó interesante. En el pasado”, continuó, “el género noir era muy misógino. En un antiguo filme noir, Karen habría sido descrita como una mujer nociva. Con todas las olas de feminismo actual, ella puede estar en una película así como una mujer en una relación terriblemente abusiva con muy pocas opciones, que es la realidad que viven muchas mujeres”. “Lo que me encantó es que Karen no se muestra indefensa en su vulnerabilidad”, cerró.

En cuanto a su cambio de look, “el cabello rubio fue mi idea”, dijo Hathaway. “Al principio un productor no quería que fuera así, pero yo dije: voy a hacerlo. Mientras tanto, todos intentaron convencerme de que no lo hiciera, excepto Steven Knight, quien dijo: ‘Si quieres ser rubia, te apoyo. Si crees que es importante para el personaje, entonces lo es’”.


Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)