NETFLIX

Las chicas de la prisión tienen nueva temporada

La serie Orange is the new black se renueva hoy por Netflix.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
En prisión: vuelven las amenazas, los enfrentamientos y alizanas. Foto: JoJo Whilden/Netflix

Apartir de hoy Netflix pone íntegra para sus clientes la cuarta temporada de Orange is the new black, una serie sobre la vida carcelaria de un grupo de mujeres que se volvió sensación mundial.

Es una comedia dramática sobre una mujer que llega a prisión, creada por Jenji Kohan, una guionista que comenzó su carrera con series como Mad about you, El Príncipe del rap, Friends y Will & Grace, todas comedias exitosas en los 90. En la década siguiente, creó, por ejemplo, Weeds, donde Mary-Louise Parker era una viuda reciente que vendía marihuana a sus vecinos para mantener su nivel de vida.

Ahora se basó en el libro autobiográfico de Piper Kerman Orange is the new black: crónica de mi año en una prisión federal de mujeres (Editorial Ariel, 690 pesos), donde la autora narra, de primera mano, cómo fue su estadía en prisión.

El tema carcelario ha sido llevado con éxito a la televisión (la serie Oz de HBO, o la argentina Tumberos, son buenos ejemplos), pero presentaba la mirada de los hombres en los centros penitenciarios. Como sucedió en Capadocia (también de HBO), en Orange is the new black, el centro de la historia son las mujeres, sus vínculos y su relación con el encierro.

Aquí se cuentan las desventuras de esta mujer blanca, rubia, atractiva, y de clase acomodada, Piper Chapman (interpretada por Taylor Schilling), quien en su juventud tuvo una relación sentimental con una traficante de drogas (Laura Prepon) para quien hacía de mula. Diez años después, pensando que todo eso había quedado en el pasado y con su vida rehecha, es condenada a pasar una temporada en una prisión para mujeres en Nueva York, por aquellos viejos crímenes.

Será en la prisión donde Piper se reencontrará con Alex Vause, su ex, también presa. El primer episodio de la serie se centra en la llegada de Piper a prisión y la adopción del mameluco de color naranja como su nuevo uniforme. Será en ese sitio donde irá descubriendo y conociendo a los distintos personajes que habitan la cárcel, como la cocinera rusa vinculada a la mafia, así como lesbianas dementes, otras reclusas y también transexuales.

Kohan impone un ritmo relajado capaz de pasar del drama a la comedia sin perder de vista lo que se está contando. Hay coincidencia crítica que la serie, que empezó siendo una sorpresa, se ha consolidado como una de las historias mejor contadas de la televisión actual.

Schilling, a quien en el cine se la vio como la esposa de Ben Affleck en Argo, aquí interpreta a Chapman, lo que le ha valido nominaciones a los Emmy y los Globo de Oro.

Pero fue Uzo Abuda, quien interpreta a Suzanne "Ojos locos" Warren, la que ha conquistado el Emmy en 2014 y 2015 como Actriz Secundaria. El elenco, mayoritariamente femenino, incluye también a Jason Biggs y a la actriz transexual Laverne Cox, que se convirtió en la primera actriz transexual nominada a un Emmy.

La serie, además, ha tenido directores famosos, como Jodie Foster, quien se encargó de un par de capítulos en distintas temporadas, o Phil Abraham.

Ante la nueva temporada, varias figuras del espectáculo fueron convocadas para promocionar la serie. Como Moria Casan, quien capitalizó su paso por una prisión de Paraguay y se colocó el mameluco naranja para la página oficial de la serie en las redes sociales.

En México, la actriz Itati Cantoral, recordada por su papel de la villana Soraya Montenegro en la novela María la del barrio, realizó distintos spots donde vuelve a gritar "¡Maldita lisiada!", frase que se ha convertido en meme en internet.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)