Cambio

El Estado uruguayo compró el Museo Gurvich y su colección por 2.800.000 dólares

El viernes pasado se realizó la compra que había levantado polémica. La Fundación Gurvich seguirá al frente de la gestión.

Martín Gurvich
Martín Gurvich, el Museo Gurvich fue adquirido por el Estado. Foto: Leonardo Mainé

El viernes pasado, 16 de agosto, el Museo Gurvich finalmente fue adquirido por el Estado. “La semana pasada se firmó la transacción. Ahora el edificio y la colección pertenecen al Estado uruguayo. Y la gestión del museo es a través de un convenio, a cinco años, renovable a cinco años más, entre el Estado y Fundación Gurvich. Si marcha bien se puede seguir renovando eternamente”, contó a El País Martín Gurvich, hijo del pintor torresgarciano, y presidente de la Fundación.

El asunto había generado una fuerte polémica a principio de este año, cuando el asunto fue cobrando estado público y se abrió un abanico de opiniones al respecto.El caso llegó al Parlamento, donde la ministra Muñoz fue convocada por el tema.

Museo Gurvich
Museo Gurvich. Foto: Francisco Flores

El Estado uruguayo compró la colección por 2.160.000 dólares, que representa más o menos un tercio del valor comercial. Y el edificio por 22 millones de pesos (unos 600.000 dólares), que representa menos de la mitad del valor de inversión”, detalló Martín Gurvich, agregando que “la transacción se hizo en el banco, porque había una hipoteca importante que había que cancelar”. 

“Obviamente un particular hubiera pagado mucho más que el Estado. Si la colección vale casi 6 millones de dólares, un particular hubiera pagado por lo menos 3 millones y medio. Aunque no hay muchos particulares que les interesa comprar una colección de tantas obras. La mitad de precio ya es un muy buen negocio. Una tercera parte del precio, es algo especial, para que el Estado uruguayo pueda acceder”, consideró el hijo del reconocido pintor.
“Ese dinero es personal mío: fue lo que pude recuperar luego de 15 años de inversión, en el museo y en la obra de Gurvich. Pero obviamente una parte de ese dinero va a ir para la Fundación Gurvich”, detalló la fuente. 

Museo Gurvich
El Museo Gurvich. Foto: Fernando Ponzetto

“La obra que se vendió al Estado es la colección permanente. Son 226 obras, incluyendo cerámicas, óleos, y papeles, acuarelas. Por otro lado, hay otras obras que son personales, de mi familia, que están en préstamos a la Fundación, para ser difundidas. Son colecciones temáticas, como las del Cerro. Son bastantes, hay obra sobre papel”, agregó.

Junto a eso, mañana se firmará un convenio entre el MEC y Fundación Gurvich, a través del cual el Estado destinará cinco millones de pesos anuales para el mantenimiento del museo. “El costo de mantenimiento del museo son un poquito menos de 10 millones de pesos anuales, pero es una cifra que irá variando algo con el tiempo. Se va a firmar mañana, en horario a confirmar según la agenda de la ministra Muñoz”, explicó Martín Gurvich. 

“El acuerdo en que el Estado le cede la gestión a la Fundación Gurvich. Lo vamos a firmar la ministra y yo, y integrantes del Consejo de Administración de la Fundación Gurvich. Más algunos jerarcas del MEC. Es un convenio de cooperación. En términos comerciales, es que el Estado está tercerizando la gestión del museo en una empresa privada. Pero en el mundo de la cultura, es diferente. Porque cuando el Estado terceriza en una empresa, le tiene que pagar no solamente esa actividad que el Estado no puede o no quiere hacer, sino también ganancia. La empresa no lo va a hacer gratis para el Estado. En el caso nuestro es al revés. El Estado nos da la mitad de lo que va a costar gestionar el Museo Gurvich. En la cultura eso se puede hacer. En otra área no, porque nadie va a trabajar para el Estado a mitad del costo”, afirmó Martín Gurvich.

más sobre el caso

"Tal vez el anuncio de esta compra no fue de la mejor manera"

Consultado Gurvich sobre cómo percibe que las autoridades del MEC manejaron públicamente la noticia del tema, que estuvo en debate los primeros meses de este año, dijo: “Tal vez el anuncio de esta compra no fue de la mejor manera, y también fue un poco tarde en relación con el período de gobierno, porque cuando se acercan las elecciones, todo se hace político.Como el tema se debatió en un año electoral, se politizó mucho”.

Sobre cómo la prensa trató el tema, en enero y febrero pasados, Gurvich consideró:“Se habló mucho, sin información correcta. Muchas de las personas que hablaron no tenían la información correcta. Todo el mundo tiene derecho a dar su opinión, pero no dejan de ser opiniones, como las de fútbol o cine. No hubo un debate profundo sobre el tema: se polemizó por polemizar. Obviamente también hubo discusiones interesantes: se le imputa al Estado por qué no se invierte más en cultura, y otros dicen por qué no se invierte menos en cultura”.

Sobre la sonada columna de opinión, que Adela Dubra publicó en Galería, del semanario Búsqueda, sobre el tema, Martín Gurvich afirmó: “Hubo cosas que la periodista anunció que no eran correctas. Y cosas de opiniones muy personales, y que no hay que hacerlas, porque comparar artistas, no viene al caso. Decir quién es mejor, si Torres García, o Figari o Blanes, son cosas bastante inútiles”.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)