Miley Cyrus

Un camaleón que todavía no se aburre de los cambios

La cantante se renueva y abre una nueva fase musical con su último disco, Younger Now

Miley Cyrus
Miley Cyrus, eternamente joven, eternamente cambiando

Con apenas 24 años, la estadounidense ya fue demasiadas cosas: fue hija de un one-hit wonder como Billy Ray Cyrus, fue estrella de Disney, fue Hannah Montana a secas (un personaje masivo de serie y película que por esa época le ganó a la persona), la rebelde del escandaloso twerking en los premios MTV, la novia del actor Liam Hemsworth, la que fumaba marihuana para las redes sociales y no se depilaba las axilas, la extravagante que le dedicó un disco a sus mascotas muertas y se mezcló con los Flaming Lips para hacer una ópera rock de ribetes negros y psicodélicos.

Entonces que se sienta más joven como el disco que lanzó el viernes, Younger Now, lo aclama, tiene mucho sentido. Al fin parece que Miley Cyrus se despojó de todas esas capas tan fáciles de calificar que la venían tapando con el paso del tiempo y pudo mostrarse, sin necesidad adolescente de ir más allá de lo establecido, como es: una de las grandes artistas de hoy.

Con tanto ruido alrededor, la buena música o las buenas intenciones artísticas de Cyrus siempre fueron quedando de lado. Y eso que venía dando muestras de sus capacidades de hace rato: en 2009 consiguió un gran éxito con la pegadiza “Party in the U.S.A.” y después vino Can’t Be Tamed, que tuvo una recepción a medias pero que sirvió como base para el gran álbum que lanzó después, Bangerz.

Bangerz es un disco pop redondito, que mezcla baladas desgarradoras como “Wrecking Ball” a canciones midtempo que pasaron a ser himnos millennial como “We Can’t Stop”; pasando por acercamientos al trap y al rap “Love Money Party” y power ballads con tintes rockeros como “FU”. Y fue el comienzo de una transición que parece estar completándose ahora.

Después de Bangerz vino la extrema exposición mediática, el escándalo y su etapa más conocida y recordada (que además de su talento, dejó de lado su faceta solidaria que la encuentra como fundadora de un movimiento de apoyo a las minorías) y otro gran disco, aunque en la vereda de enfrente.

Miley Cyrus
El video de "Younger Now", el nuevp

La estadounidense lanzó Miley Cyrus and Her Dead Petz de manera gratuita, y sorprendió con este trabajo de 23 temas hecho mano a mano con Wayne Coyne de Flaming Lips, que se mete de lleno con la música negra y la psicodelia para darle forma a unas composiciones entre surrealistas y emocionales, dedicadas a sus animales muertos y a reflexionar desde un punto de vista hasta gracioso, sobre ella misma y las personas a su alrededor. Entre otras cosas, de este disco destaca el riesgo de haber cortado con el pop estandarizado para refrescar su música con una impronta que no es para todo público, o no para todo el público que ella venía convocando: niños, adolescentes y jóvenes más que nada.

¿Qué pasó en el último tiempo? Miley volvió con su viejo amor, Liam Hemsworth, dejó de consumir marihuana (al menos tanta) y se reencontró con su versión más íntima y desnuda.

Y eso es Younger Now, otro disco precioso que la lleva de vuelta a sus primeros años. Porque a grandes rasgos, este repertorio está atravesado por el country, ese estilo con el que su padre supo hacerse estrella, y que también ha tenido cerca a través de su madrina, la cantante Dolly Parton, invitada exclusiva de este álbum.

Ficha
Miley Cyrus
Miley Cyrus
DiscoYounger Now
¿Está online?Sí y tiene varios videos
¿Está bueno?Claro que si

A los 24 años, la estrella pop no para de cambiar

Con algunos filtros para lograr determinados efectos, la voz de Miley suena menos nasal que en sus últimos tiempos, y se luce tanto en los graves como en los agudos cantando más que nada sobre el amor, muestra clara de cómo la inspiró su reconciliación con Hemsworth. También aparecen en estas composiciones, todas suyas y producidas en colaboración con Oren Yoel, con el que ya había trabajado anteriormente, algunas referencias más universales y una obvia manifestación por el mundo que la rodea, “Inspired”, que es la que le pone el último broche al disco.

Y en medio de todo eso se cuela una suerte de cumbia psicodélica con aires de banda sonora de western, “Bad Mood”, que es un punto fuerte que rompe con un recorrido bastante lineal.

Cyrus es más grande, prefiere pasear por la playa que irse de fiesta, y sin embargo acá está, más joven que nunca.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)