POR ACOSO SEXUAL

Gal Gadot no vuelve a ser la Mujer Maravilla si no desvinculan a productor

La actriz sólo hará la secuela de la exitosa película si alejan a Brett Ratner del equipo

La actriz Gal Gadot  interpretando a Wonder Woman. Foto: Difusión
Gal Gadot como la Mujer Maravilla. Foto: Difusión

Gal Gadot es una superheroína fabulosa en la pantalla grande, y en la vida real también defiende a capa y espada sus principios. Con eso tiene que ver la noticia de las últimas horas, pues la actriz pone en jaque la secuela de Mujer Maravilla por la ola de denuncias que sacude a Hollywood.

Según reporta el sitio Page Six con base en una fuente anónima, la actriz le comunicó al estudio Warner Bros. que no seguirá adelante con este proyecto, a menos que se desvincule al productor Bret Rattner, una de las figuras de la industria denunciada por acoso sexual en las últimas semanas.

La productora de Bret, RatPac-Dune, ayudó a producir y a cofinanciar Mujer Maravilla como parte de un acuerdo con Warner, acuerdo que se mantendría para la secuela (cuyo estreno está previsto para 2019). Mujer Maravilla es una de las películas más taquilleras de este año, y es la película de origen de un superhéroe que más ha recaudado.

Según dijo la fuente a Page Six, Gadot "es dura y defiende sus principios. También sabe que la mejor manera de golpear a personas como Brett Ratner es en su billetera. Y también sabe que Warner Bros. tiene que estar de su lado en este asunto a medida que se desarrolla. No pueden tener una película basada en el empoderamiento femenino siendo en parte financiada por un hombre acosado de mala conducta sexual contra mujeres".

Ratner, quien ya había sido denunciado por Natasha Henstridge y Olivia Munn —denuncias que su abogado echó por tierra—, también fue señalado por la actriz Ellen Page, quien a través de un largo posteo en Facebook contó cómo el director la acosó durante el rodaje de X-Men: La batalla final, época en la que ella tenía 18 años.

“Miró a una mujer que estaba a mi lado, diez años mayor; me señaló y dijo: “Deberías tener sexo con ella para que se den cuenta de que es gay”, contó y agregó: “Era una joven adulta que aún no se había descubierto a sí misma. Sabía que era gay, pero no lo sabía, por así decirlo. Me sentí violada cuando sucedió esto. Miré a mis pies, no dije ni una palabra y vi cómo nadie más lo hizo. Este hombre, que me había contratado para la película, comenzó nuestros meses de rodaje con algo que nadie había pedido. Él me obligó a “salir del armario” sin importarle mi bienestar, un acto que todos reconocemos como homofóbico”.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)